Posts Destacados 

Movilizaciones en Chilpancingo, Guerrero. (Parte I)




En los últimos días se han desencadenado bloqueos y movilizaciones sin cesar en la capital guerrerense. Entre las que se destacan las siguientes:

El día 4 de noviembre los normalistas de Ayotzinapa bloquearon la Autopista del Sol a la altura del Parador del Marqués para exigir una mesa de diálogo con el titular de la Secretaría de Educación, Marcial Rodríguez Saldaña, con el afán de que se atiendan las necesidades de la “Raúl Isidro Burgos” en materia de equipamiento y rehabilitación del plantel, apoyos alimenticios y subsidios para sostener sus proyectos productivos.

El 16 de noviembre habitantes de Ayutla que se dieron cita en “la Cuna de los Sentimientos de la Nación” para exigir respeto al Gobierno Comunitario en dicho municipio perteneciente a la Costa Chica y ejercieron un bloqueo de la autopista México-Acapulco a la altura de la caseta de Palo Blanco.

El 17 de noviembre del año en turno la Coordinadora Estatal de Trabajadores del Estado de Guerrero (CETEG) junto con la Dirección Colectiva de Organizaciones Sociales bloquearon en la Calle Pedro Ascencio cruzando con la Avenida Juan Álvarez afuera de la Subsecretaría de Planeación, la Dirección de Primarias y la Unidad de Sistema para la Carrera de Maestras y Maestros (UESICAMM) en la exigencia de pagos de horas, envío de maestros para quince escuelas y el respeto a los cambios de adscripción (El Sur de Acapulco).

Y lo más reciente, el día 25 de noviembre colectivos feministas se movilizaron en la Avenida Juan Ruiz de Alarcón y arribaron al Zócalo de Chilpancingo en la exigencia de justicia para las mujeres amedrentadas, desaparecidas y asesinadas. Por ende, hubo una actitud negligente e indolente porque ni siquiera la Presidenta Municipal Norma Otilia Hernández Martínez tuvo la disposición de recibirles con una mesa de diálogo, mucho menos su gabinete.

Trabajadores de CAPACH (Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo), colonos y pensionados siguen en la exigencia de que se atiendan sus demandas como el pago de quincenas atrasadas, prestaciones, servicio regular y barato de agua potable, el pago puntual en tiempo y forma para los jubilados, entre muchas otras expresiones que exigen una solución inmediata y definitiva.

El Gobierno de la 4T seguirá administrando los problemas que ya arrastra de por si el estado y nos dirán que 6 años no son suficientes para realizar los cambios que se necesitan, el neoliberalismo sigue vivito y coleando en Guerrero, como en todo el país.

Posts Recientes 
Encuéntrame en:
  • Facebook Long Shadow
  • Twitter Long Shadow
  • YouTube Long Shadow
  • Instagram Long Shadow